Hipertrofia muscular | Suplementos culturismo
284
post-template-default,single,single-post,postid-284,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
hipertrofia muscular

Hipertrofia muscular

Desde complementos de culturismo queremos hacerte una breve introducción al concepto de hipertrofia muscular. Éste define el proceso de aumento del tamaño de las células musculares. En el contexto del que hablamos, el culturismo, el principal causante de la hipertrofia es el trabajo físico, habitualmente asociado al levantamiento de pesas.

Proceso y significado de la hipertrofia muscular

Para entender el significado de la hipertrofia hay que entender su proceso.

Durante el trabajo muscular hay un aumento de la estimulación nerviosa encargada de contraer los músculos. Esto suele generar un aumento de la fuerza de ese músculo pero sin resultados visibles en ganancia de tamaño.

Continuar las rutinas de ejercicio de forma persistente en el tiempo genera dentro del cuerpo una interacción compleja a lo largo de meses de entrenamiento que provoca que el sistema nervioso promueva la creación de proteína, entonces las células musculares aumentan en tamaño y rendimiento.

Para que la hipertrofia muscular tenga lugar se deben dar dos procesos de forma coordinada: estimulación y reparación.

Estimulación muscular

La estimulación se da durante la contracción muscular. El ejercicio se basa, precisamente, en una rutina de contracciones musculares. Esta rutina de repetición provoca microdaños en las fibras del músculo que se descomponen en las sesiones de trabajo.

Reparación de las fibras musculares

El daño inicia el proceso de reparación que es cuando ocurre el aumento del músculo.

Esta reparación ocurre en el momento que el músculo deja de trabajar y entra en modo de reposo, que es cuando se generan fibras musculares que reemplazan a las que han sufrido daños, produciéndose el crecimiento muscular efectivo.

Genética e hipertrofia

La hipertrofia no es un proceso que se dé igual en todos los individuos. En algunos, se produce de una forma más rápida e intensa que en otros.

Esta disparidad de resultados tiene mucho que ver con la genética muscular de cada persona.

Factores cruciales en la hipertrofia y de causa genética, son la forma y apariencia de los músculos. Uno puede trabajar hasta la extenuación y no conseguir los resultados que otro si puede.

La forma que tiene un músculo viene normalmente definida por la longitud de los tendones asociados a los grupos musculares. Esa longitud la dicta la estructura genética del individuo.

Los tendones largos pueden propiciar una hipertrofia mucho menor, menos visible, que la de tendones más cortos, a pesar que los individuos hagan el mismo ejercicio. En general, es mejor presentar tendones más cortos, para el resultado de un atractivo y visible crecimiento muscular.

Tipos de inflamación muscular

En general se manejan dos tipos de inflamación.

La que se produce inmediatamente después del ejercicio muscular que se genera dolor e inflamación pasajeros que desaparecen a las pocas horas de realizar la carga de ejercicio.

El otro tipo de inflamación surge de forma retardada y se origina por medio de las acciones excéntricas y está vinculado al dolor muscular post-esfuerzo de aparición retardada, del inglés Delayed Onset Muscle Soroness (DOMS) conjunto de síntomas englobado con el término informal de agujetas.

Para generar más masa muscular se debe enfatizar la fase excéntrica frente al trabajo de resistencia. Todo ello se debe a que la tensión de ese primer estadio de trabajo genera más microroturas adaptativas, que estimulará la síntesis de proteínas y, por lo tanto, de un mayor crecimiento del músculo.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.